Así están las cosas para el cambio de los buses de Transmilenio

De las 26 ofertas efectuadas por los seis oferentes que se presentaron para el cambio de flota de las fases I y II de TransMilenio (TM), la gran apuesta está centrada en la tecnología de gas, con el 46 por ciento (12 ofertas); mientras que el 42 por ciento (11 ofertas) optó por buses con tecnología diésel Euro V.

Para los expertos, esas proporciones significarían el posible inicio del fin del diésel en el transporte público. “La menor participación en la licitación de las tecnologías diésel en comparación con el gas se puede considerar el declive de este combustible en los sistemas de transporte masivos en el país”, manifestó Éder Velandia, profesor de la Universidad de la Salle y experto en movilidad sostenible.

Sobre la tecnología de gas, Velandia precisa que tiene menores emisiones de gases contaminantes. “Es un combustible alternativo, existen las tipologías vehiculares biarticulado y articulado que necesita el sistema y aunque hoy no existe un bus de estos tamaños en operación real, hay altas probabilidades de éxito; además, cuenta con los 400 puntos otorgados por la licitación a las tecnologías Euro VI o eléctrica”, agregó.

Comparte