Dios quiere que usted reconozca que tiene la posibilidad interna para despojarse del manto del fracaso

En la medida que la visión en usted es más clara, los sueños comenzarán a producir anhelos y deseos profundos de tener lo mejor y usted comenzará a atreverse y a enfrentar los retos de la vida, a utilizar las habilidades que hay en usted y a actuar para hacerlo realidad.

La Biblia enseña que Dios recompensa la fe. La fe es el deseo dirigido hacia Dios. Tenga fe en el sueño, en el ideal que Dios tiene para usted. Permita a sus deseos elevarse hacia los niveles mismos de los deseos de Dios para usted; cambios milagrosos comenzarán a llevarse a cabo en su vida.

Dios quiere que usted reconozca que tiene la posibilidad interna para despojarse del manto del fracaso, para escapar del síndrome negativo del desaliento, para romper con los dogmas desmoralizantes de la derrota, para salir del aburrimiento del conformismo y para ir tras la obtención de la vida en su mejor forma, ya sea que la persona “corriente” lo haga o no.

Una de las verdades vitales que descubrirá es que Dios desea que tenga cosas buenas, pero El debe esperar hasta que usted las desee para poder dárselas.

Cuando un hombre ciego clamó a Cristo, El Señor se detuvo y le preguntó: ¿Qué deseas que yo haga por ti? Lo que él deseaba era recuperar la vista y la recuperó. Marcos 10:51-52

De esa forma es que Dios obra. El desea que tenga y disfrute de lo mejor que el tiene. Pero El debe esperar hasta que usted desee lo que El desea, para dárselo.

Apóstol Enrique Torra

Comparte

× ¿Cómo puedo ayudarte?