Se complican relaciones entre el Reino Unido y la UE

Londres amenazó esta semana con aprobar la legislación nacional que alteraría ese acuerdo. Bruselas respondió con un ultimátum, dando hasta finales de mes al Reino Unido para retirar esa nueva legislación.

Luego, el Gobierno británico rechazó el ultimátum. Si las posiciones no se mueven, la Comisión Europea entenderá que el primer ministro británico, Boris Johnson, está rompiendo las negociaciones. Si Londres no retira ese proyecto legislativo, la Comisión Europea llevará al Gobierno británico a los tribunales.

La tensión es cada día más fuerte. La Comisión Europea no ahorró palabras: “El Reino Unido ha dañado seriamente la confianza entre la UE y el Reino Unido. Ahora es el Gobierno británico el que debe restablecer esa confianza”. El texto sigue así: “El Acuerdo de Retirada tiene mecanismos y recursos legales en caso de violación de las obligaciones estipuladas en el texto, que la UE no dudará en usar”.

Johnson podría estar buscando alguien a quién culpar de la profunda crisis que está pasando su país, uno de los más dañados económicamente en Europa por la pandemia.

Fuente: EL TIEMPO

Comparte

× ¿Cómo puedo ayudarte?